© 2018 Pegmata by NG Consultoría Digital

Buscar
  • Pablo Eisbruch - Director

¿Qué buscamos en un espacio de formación?

Actualizado: 13 de feb de 2018

La formación directiva y docente de escuelas es un foco constante de análisis, sugerencias, críticas y cambios. Todos estamos de acuerdo en su importancia y en que debería ocupar un lugar fundamental en las herramientas de quienes formamos parte de la Escuela.  Desde Pegmata nos preguntamos: ¿Llegará el momento en qué estemos conformes con nuestros espacios de capacitación?


A continuación nos proponemos compartir algunas ideas que pueden aportar al debate.

1) La aplicabilidad es clave Estamos acostumbrados a conferencias teóricas muy interesantes, pero lejos de la "tierra". Tanto directores como docentes necesitamos encontrar en lo que nos intentan transmitir, herramientas que permitan llegar a la escuela y pensar nuevas formas de trabajo, ideas para relacionarnos y miradas que aporten a nuestros proyectos. 2) ¡Formación y diversión no son excluyentes! Las conferencias o charlas aportan teoría y formación. Solemos tener la posibilidad de escuchar a referentes en alguna temática, así como "reconectarnos" con conceptos que alguna vez leímos y/o estudiamos. Sin embargo, nuestra experiencia nos dice que es importante identificar "cómo la pasaron" en situación quienes vienen a formarse: ¿Hubo risas?¿Juegos?¿Charlas?¿Intercambio de ideas? Todo esto resulta fundamental para unir emoción a un espacio de enseñanza (y muy aplicable a realizar con alumnos).



3) Salir del espacio tradicional Suele tener mucho más impacto ir renovando los espacios. Pasamos mucho tiempo en aula y escuela como para seguir mirando las mismas paredes. A veces un cambio de aire puede aportarnos volver con mucha mas fuerza.



4) "No tenemos tiempo" Conocemos los tiempos de la escuela y sabemos que muchas ocasiones (casi todas) lo urgente"anticipa" lo importante. Sin embargo, muchas veces creemos que lo último requiere de una inversión de tiempo mayor a lo qué uno necesita. Es posible trabajar ideas aplicables en menos de una hora, y de a grupos pequeños. Pero fundamentalmente, es posible hacer que la formación fuera de situación aporte un espacio de distensión y buen humor a través de juegos, música y catarsis. 5) Aportar herramientas La sensación con la que se tiene que ir una persona que va a formarse es de "pasarla bien" y de llevarse nuevas herramientas. Si una de las dos no funciona, hay algo de lo que esperan que no fue cumplido. Entonces, habrá que sentarse a medir el impacto del espacio. Nuevas herramientas al día de hoy, significa que la forma de trabajar en el espacio aporte una idea o un valor que no se consigue en otro espacio, sino en el trabajo en red, en las conversaciones que se generan y en apoyarse en ideas que pueden emerger del exterior de la institución dónde trabajamos. Desde Pegmata, nos proponemos lograr estos 5 puntos en cada uno de nuestros encuentros. Nos encanta divertirnos mientras trabajamos y compartir prácticas que nutran a los equipos que nos convocan. A la pregunta inicial, tenemos una respuesta: NO. Simplemente porque un SI, nos mantendría en un lugar de comodidad y poca innovación.



63 vistas